Tintura de tejidos para conservación textil

¡Hola artistas!

Hoy venía a hablaros un poquito de un aspecto muy poco conocido de la restauración textil.

Bueno, en general, la restauración de tejidos antiguos es una materia bastante desconocida, muy contaminada por otras disciplinas profesionales que no tienen nada que ver.

En concreto os quería comentar acerca de los teñidos de soportes nuevos para restauración.

¿Qué pasa si a un tejido nuevo le falta un trozo, es decir, tiene una laguna? ¿o si tiene desgarros?, en muchas ocasiones lo que debemos hacer los restauradores de tejidos en estos casos es buscar un tejido nuevo para fijar sobre él el antiguo.

Como el mercado, a pesar de la cantidad de telas de colores que nos ofrece, no suele ser suficiente, debemos recurrir al teñido manual de la tela que necesitamos, sea seda o algodón, que son las más empleadas en conservación textil.

Para ello utilizamos tintes profesionales de alta calidad, sometidos a test de estabilidad en el tiempo, a la luz y a la humedad, para que sean lo más perdurables posible. En mi caso utilizo los de la marca Hunstman (anteriormente Ciba) que ofrecen total fiabilidad.

Incluso, hace ya algunos años realicé un estudio para mi DEA con diferentes ensayos de laboratorio y distintos métodos de teñido, para comprobar los resultados, ya que la forma de teñir pequeños o medianos fragmentos de tela, que es lo que empleamos la mayoría de veces los restauradores, no es igual que en las tintadas industriales de cientos de metros de tejido.

Del mismo modo solemos teñir los hilos de seda para coser, ya que las variaciones, matices de color y la finura de hilo que necesita un tejido antiguo, no se encuentra en el mercado convencional.

El teñido de soportes e hilos de fijación es un trabajo lento, que requiere de mucha experiencia. Es difícil de prever ya que varía según las condiciones del agua, del tejido, del pH, de los aditivos de tinción, etc, por lo que hay que controlar muchos factores y, muchas veces, no sale a la primera. Pero es un paso imprescindible ya que estos tejidos teñidos a mano realizan la doble función de soporte y de reintegración cromática de los faltantes.

Espero haberos dado, al menos, un poquito de curiosidad sobre este tema que para mi es apasionante.

Prepara tu cuaderno de dibujo. Herramientas para artistas

¡Hola Artistas!

Hoy vengo a hablaros de un pequeño accesorio, instrumento, llámalo X, que te va ayudar seguro en tu camino del aprendizaje de arte.

Muchas veces los alumnos me comentan que no saben dibujar, que no saben que dibujar, etc.

Yo tengo una recomendación muy simple: consíguete un cuaderno pequeño, que te quepa tranquilamente en el bolso o la mochila que suelas llevar, agénciate un lápiz (normal, no hace falta nada especial) e incluso un bolígrafo corriente.

Pero no se trata de pasear el cuadernito, nooo, lo tenemos que sacar del bolso y ¡utilizarlo!

¿Cómo? Yo recomiendo asociar el momento de dibujo diario, con alguna actividad tranquila e incluso tediosa que hagamos cada día, el café de la mañana, el ratito de esperar el tren o el bus, un descansito a medio día….no más de unos 10 o 15 minutos, para hacer un boceto rápido.

¿Y qué dibujo?, pues mira, ¡lo que quieras! Aquello que tengas delante, un detalle de tu zapato, el banco del parque, una florecita…no se trata de crear dibujos preciosos y perfectamente terminados, sino de poner el modo observación de tu cerebro, el modo dibujante, encendido, durante unos minutos al día.

Esto te va ayudar a romper mano, a perderle el miedo al inicio de los dibujos, es como hacer una especie de gimnasia mental, enfocada al arte.

Además, yo te recomiendo que aproveches ese cuaderno, para anotar, escrito, aquello que veas que te llame la atención, un nombre, un color, una combinación de objetos, en fin, todo aquello que para una artista puede servir de punto de partida y de inspiración.

Incluso, si lo quieres más personal aún, a mí me gusta pegar o sujetar entre sus páginas recortes, hojas secas o trocitos de tela, texturas al fin y al cabo que nos van a venir bien. También, como soy olvidadiza, anoto nombre de marcas o productos, autores, etc. En fin…como las notas de móvil pero con mucha más alma.

Me encantaría que siguieras este consejo y establecieras esta rutina sencilla de dibujo, te aseguro que se avanza y que los resultados son muy gratificantes.

Si lo haces, estaré encantada de que me cuentes tus sensaciones, y si además me enseñas tu cuaderno, ¡será genial!